Home » Noticias » ¿Cómo se coloca un implante dental?

06 Jul ¿Cómo se coloca un implante dental?

La colocación de un implante en un hueso completamente cicatrizado y no comprometido tiene un éxito clínico alto. Actualmente, se pueden colocar implantes de distintos modos. Se pueden colocar en sitios con falta de hueso de varias dimensiones, en zonas justo después de la extracción durante el mismo momento o acto quirúrgico, en el área del seno maxilar y mediante otros métodos. En el planeamiento del tratamiento con implantes, una de las decisiones que debe tomar el clínico es colocar el implante inmediatamente después de la extracción o esperar a que el hueso y la encía cicatricen para poder colocar el implante. Durante la planificación del tratamiento esta decisión se tomará en base a diferentes criterios clínicos.

Proceso previo 

Antes de la colocación del implante dental se realizan diversas pruebas clínicas para establecer cual es el mejor procedimiento y plan de tratamiento. En la mayoría de los casos, se requiere solamente anestesia local pudiendo recurrir a la sedación consciente en aquellos pacientes que necesiten relajarse durante el procedimiento quirúrgico. El procedimiento de colocación de un implante dental está dividido en varias etapas pero actualmente es muy simple, rápido, poco invasivo y nada doloroso.

Historia médica y dental 

Es importante evaluar la historia médica y dental del paciente para predecir las complicaciones que podamos tener y estar preparados para resolverlas. La colocación del implante puede realizarse sin elevar la encía o elevándola mínimamente. En los casos en los que se realiza una regeneración de hueso, es necesaria la elevación de la encía. El diseño de la incisión en la encía dependerá de la decisión del clínico en función de diferentes parámetros pero hoy únicamente es necesario levantar pocos milímetros en la inmensa mayoría de los casos. Una vez está abierta la encía mínimamente y disponiendo del TAC, el procedimiento solo dura unos minutos.

 

colocar implante dental

 

La colocación del implante

Cuando pasamos a la colocación del implante actualmente seguiremos los siguientes pasos: utilizaremos una fresa lanceolada que nos servirá para hacer una pequeña marca en el hueso y para que las siguientes fresas no resbalen en la superficie ósea. La posición del implante debe ser exacta y es fundamental el entreno y experiencia del operador. El TAC 3D es actualmente fundamental para haber preparado el caso previamente y no poder fallar en la colocación. Empezamos a fresar aumentando progresivamente el diámetro de las fresas. Hoy en día solo se pasan dos o tres fresas para colocar la mayoría de los implantes; así el trauma al hueso es mínimo y al ser el procedimiento tan rápido la molestia posterior inapreciable. Se pueden utilizar marcadores para determinar la dirección y la profundidad de la osteotomía. Siempre fresamos el hueso con abundante suero para mantener los tejidos húmedos e hidratados. Cuando más, menor dolor postoperatorio.

La fresa conformadora de rosca es una fresa que se puede utilizar en casos de huesos muy duros (generalmente en mandíbula). Esta fresa tiene la forma del implante, con las mismas roscas. Al pasar esta fresa conformamos la rosca y por esta razón el implante entrará con más suavidad.

Cuando colocamos el implante debemos asegurarnos de disminuir las revoluciones del motor (35 rpm) ya que sino el implante se introduciría demasiado rápido. Al fresar el hueso es importante irrigar con suero para evitar el sobrecalentamiento de los tejidos pero cuando se coloca el implante no se irriga, permitiendo el sangrado y sus propiedades en la cicatrización temprana. Cuando se ha colocado el implante, se colocará un pilar de cicatrización alrededor del cual se adaptará la encía. No podrá comer sobre él cosas muy duras hasta que el implante se integre.

 

Implantes caso clinico 1

 

Después de la colocación 

Una vez ya se ha osteointegrado el implante, entre 6 y 8 semanas, se tomaran impresiones o se escaneará para la confección del diente protésico. La corona no podrá colocarse hasta que el implante no esté bien osteointegrado y esté estable a no ser que se haya valorado la opción de colocar un implante de carga inmediata en el mismo día de la cirugía del implante. Este procedimiento puede realizarse casi siempre que el paciente lo desee o necesite.

La mayoría de implantes dentales son satisfactorios pero a veces el hueso no llega a unirse con el implante (1-2% de los casos actualmente). Si esto sucede, el implante debe retirarse, debe limpiarse el hueso y se puede volver a intentar su colocación del implante en ese mismo momento o en unos meses.

El tratamiento del implante

Por parte del paciente, para prevenir futuras complicaciones y alargar la vida del implante, debe mantener una higiene oral adecuada, debe cumplir con las visitas regulares al dentista o periodoncista cada 6 meses, y evitar los factores de riesgo que podrían ser perjudiciales para el implante como el tabaco.

La primera causa por la que un paciente que necesita reponerse un diente no lo hace es por miedo. Es una causa injustificada actualmente pues para 9 de cada 10 pacientes que se colocan de 1 a 3 implantes solo toman de 1 a 3 analgésicos/antiinflamatorios después del implante/es. Podemos asegurar que si el simple procedimiento de la colocación de un implante se realiza con cuidado, suavidad y conocimientos, no existe dolor o molestias posteriores.